Contenido principal del artículo

Antonio Luis García Ruiz
Universidad de Granada
España
José Antonio Jiménez López
Universidad de Granada
España
Vol. 36 (2006), Artículos, Páginas 55-72
DOI: https://doi.org/10.30827/publicaciones.v36i0.2284
Recibido: jun 17, 2014 Publicado: jun 17, 2006
Derechos de autor

Resumen

El mundo que experimentamos es un mundo de continuidad y cambio. Es un mundo en el cual el concepto de causalidad reina sobre nuestra experiencia. Las cosas nos pasan continuamente. Reaccionamos ante ello y buscamos siempre el carácter de un nexo causal (causa-efecto). Puesto que la Historia analiza la actuación del hombre en sociedad, cuya acción u omisión determina el curso de la cotidianidad, para ser comprendida es necesario establecer relaciones de influencia de unos hechos con otros a lo largo del tiempo mediante análisis sincrónicos (interrelaciones de las variables sociales en un mismo momento) y diacrónicos (interrelaciones de los fenómenos sociales a lo largo del tiempo) y buscar sus causas, estableciendo un orden jerárquico. Los profesionales de la Historia han de explicar, interpretar y valorar todo fenómeno social a partir de los datos recogidos, pero siempre dando respuesta a una serie de preguntas que respondan a las múltiples causas que han de descubrir y que obedece a una lógica interna, pues sin ello se hace imposible entenderla en su totalidad.

Descargas

La descarga de datos todavía no está disponible.

Detalles del artículo